Depresión y psicoterapia online

Nos preguntamos en el día mundial de la lucha contra la depresión ¿y la terapia online? Estamos cada vez más conectados, intensivamente usando redes sociales. Comunicamos y nos informamos. Entonces debería poder ser adecuada la terapia online para tratar la depresión, ¿qué debemos saber?

Los riesgos son lo primero a tener presente. Internet está abierto a información, pero no siempre la adecuada. La psicoterapia online, o la información sobre depresión y cómo prevenir / trata, debe darse por profesionales. Este aspecto que parece obvio, no lo es tanto al preguntar ¿cómo saber que quien tiene un web o está en redes realmente es profesional?

Internet permite crearte tu identidad, por lo cual es fundamental garantizar que quienes comunican así como ofrecen atención, son profesionales con cualificación. Y además, saben manejarse en tecnología y cuidan que la información que se comparte no quede expuesta.

Su tratamiento requiere saber diagnosticar adecuadamente, y dado el caso un trabajo interdisciplinar. En este sentido, estar en conexión representa una oportunidad para que la persona reciba apoyo de profesionales en diferentes especialidades y facilitar el seguimiento.

Actualmente la depresión y psicoterapia online se asocia a apps.

¿Programas en Apps y dispositivos tratando depresión?

Basado en evidencia científica, presentamos en el congreso en salud mental digital la labor de silvercloud health. Implementado en la sanidad pública del Reino Unido, los resultados en tratamiento avalan el uso de programas con apoyo de profesionales. El riesgo es descargarse del smartphone, o consultar en internet, cualquier app.

Identificar los programas adecuados, con la supervisión de profesionales y personal de investigación, es un gran paso para la humanidad. El acceso a psicoterapia de gran parte de la población mundial no es posible, bien por falta de especialistas en territorio, o por ser insuficientes o costosos. En cambio combinar tecnología con profesionales adecuados si permite una mayor cobertura, labores de promoción de la salud, prevención de la depresión, atención y monitoreo.

La depresión puede tratarse online, y a la vez puede agravarla o provocarla el uso intensivo de internet sin control. Estamos en el punto intermedio, en el cual hay que formar a profesionales en el uso adecuado de tecnologías, y a la población en identificar los recursos adecuados.

La pandemia pone a prueba el acceso a salud, ¿cómo consideran que puede avanzarse en tener acceso online a tratamientos?

En el III Congreso en Salud Mental Digital abordaremos esta cuestión.

Leave A Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.